Posts by Ghibril

Currículum Vitae

Currículum Vitae

Pues… ésta soy yo profesionalmente hablando 🙂

 

FORMACIÓN ACADÉMICA INTERESANTE

Y sé hablar y entenderme en inglés perfectamente sin necesidad de títulos (si quieres te lo demuestro) y, también, puedo sobrevivir hablando japonés.

Curriculum vitae ghibril ariadna morales

 

EXPERIENCIA

  • Redacción creativa (Copywriter)
  • Guión
  • Relato corto
  • Gestión multimedia
  • Marketing online
  • Social Media
  • SEO
  • SEM
  • Content Marketing
  • Blogger
  • Profesora particular de japonés (más de 3 años)
  • Experiencia técnica (iOS)
  • Atención al cliente
  • Monté una empresa con dos pares, así que algo de cómo se mueve el mundo administrativamente sé un rato 😛

 

EN QUÉ CREO

En el buen servicio y la recomendación de las personas de a pié. Que mi cliente obtenga buenas recomendaciones a través de mi trabajo es mi mayor meta. Quiero sentirme bien con lo que hago y que, la persona para la que trabajo, también. Creo en el trabajo en equipo, en las personas, en el espíritu del buen hacer y me encanta la frase: “¿qué puedo hacer por ti?”

Porque la clave está en la gente que nos quiere por lo que hacemos y, por tanto, por lo que somos.

Si quieres saber más: ¡cotillea, cotillea! 🙂

Read More

¿Quién es Ghibril?

¿Quién es Ghibril?

*el dibujo de aquí al lado es obra del señor @CarloGalucci* (gracias querido) 🙂

¿Ghibril? ¿Cómo carajo se lee eso?

Si has indagado un poco en esta web verás que tengo una cierta pasión enfermiza por la cultura japonesa. Y me viene desde que era una renacuaja.

Es por ello que empecé a interesarme en el anime y en leer aquellos cómics de chicas con los ojos gigantes llamados Mangas. Fue así como descubrí una serie que me gustó en exceso: Angel Sanctuary, obra de Kaori Yuki. Uno de los personajes femeninos protagonistas resulta ser la reencarnación del Arcángel Gabriel. En la traducción castellana se llamó Ghibril. Me gustó tanto que lo llevo utilizando desde los 15 años para identificarme. Es por eso que, en internet, la gente me conoce más por Ghibril o AriGhibril.

No obstante, mi pasión por las culturas asiáticas y, en concreto, de la japonesa no acaba con ver series de dibujos y leer cómics como una posesa. Adoro su forma de pensar y de ver el mundo. Y así lo representan en la comunicación, el branding, la publicidad y el marketing. Es por ello que lo estudio en profundidad y dedico un blog dedicado al Marketing en Japón e, incluso, me atreví a abrir una empresa dedicada a la moda japonesa que, actualmente, es un blog relacionado con el mismo tema (este país te pone muy difícil eso de emprender) :(. Lo encontraréis en Fashionable Japan.

Y como no me lo tomo como un juego fui estudiante de japonés en la Escuela Oficial de Idiomas Drassanes, Barcelona. Estudié durante 4 años y sigo aprendiendo sin parar por mi cuenta. De hecho, llevo siendo profesora particular de japonés desde hace ya unos 3 añitos, ¡y me encanta! Así que, si queréis clases, ¡no dudéis en contactarme!

manga angel sanctuary Gabriel Kaori Yuki

La verdadera Ghibril, personaje creado por Kaori Yuki

Vale genial, ¿pero quién eres?

Pues Ariadna. ¿Cómo te has quedado? ¿Pensabas que me llamaba Ghibril? Mi madre, una mujer hecha y derecha (y bien guapa) me dio a luz un medio día del 26 de junio allá por el año 1987. Junto a mi padre, hombre sabio donde los haya, me criaron sola hasta que en 1993 llegó mi hermana Desi.

Rodeada de mucho amor y mucho cachondeo (mi familia es única :D) viví hasta los 18 años en mi ciudad natal: Almería. Una ciudad que me ha dado muchas alegrías y que echo mucho de menos. Actualmente vivo en la bonita Barcelona. Eso no evita que añore las playas de Almería, su tranquilidad y sus tapas. Pero, sobre todo, a la gente que sigue estando allí, intentado sacar adelante una provincia pobre pero llena de cosas bonitas.

No obstante, yo sabía que tenía otro camino. Un camino que aún ando descubriendo.

Yo de pequeña era un verdadero coñazo, en serio. Lo preguntaba todo, hasta por qué se afeitaba la barba mi padre si le quedaba tan bien. Las personas que me rodearon tuvieron paciencia y siempre me contestaban cosas que a mí me parecían increíbles.

Así siguió creciendo mi curiosidad.

Nunca he querido ni quiero ser rica. Pero deseo hacer algo importante, algo que sea bueno. Y sé que no lo haré sola.

 

Madurez

Por eso decidí ir a la Universidad a estudiar Periodismo. Como mi curiosidad era insaciable, me aseguré de que fuese la profesión que me daría más respuestas en el futuro. Al final acabé en la Facultad de Ciencias de Comunicación de la Universidad de Málaga y, por ende, llegó mi independencia.

En los años de Universidad aprendí mucho y sí, también me pegué alguna que otra juerga épica.

Pero estaba madurando y, como tal, me llevé muchas decepciones. Una de ellas fue darme cuenta de que ser periodista en este país (y en la mayoría) equivale a obedecer las órdenes del político de turno. Como no quería ser un papagayo más, me centré en algo que no limitase mis ganas de luchar por la información justa y la libertad de expresión. No me quedaba otra que dirigir mi camino hacia la ficción

 

Destino

Fue entonces cuando hablé con mi segunda mami: mi tía Paqui, una mujer enérgica y vital de 70… ¡30 y tantos! que reside en Rubí (Barcelona) desde hace más de 45 años. Echa mucho de menos su tierra y, sobre todo, a su familia de Almería.

Ella me acogió con los brazos abiertos en lo que sería mi nueva etapa en Barcelona. Sin apenas ahorros y ayudando con los gastos a mi tía, viví 2 años en Rubí donde acabé un Máster de Ficción en Cine y Televisión en la Facultat de Ciencias de la Comunicació Blanquerna (Universitat Ramon Llull) y trabajé en una empresa de desarrollo web y marketing (Interdigital).

Aunque la ficción me apasiona, el contexto en el que se mueve no es favorable para ejercer como guionista exenta de enchufes o familiares que se dediquen a esto. Aunque algo frustrada conseguí acabar mi primer guión de largo, titulado Naranja, que sigo intentando mover por ahí sin éxito. Mientras tanto, vomito historias en formato de relato corto y no dejo de escribir todo lo que se me pasa por la cabeza, ya sea en las notas del iPhone como en la “Moleskine” que pille o cualquier libreta me vale.

Mi experiencia laboral la explico mejor en mi Curriculum Vitae pero, tras haber pasado por diferentes medios de comunicación de prensa, radio y televisión y productoras como El Terrat o Veranda TV, mi vida está en escribir, escribir y escribir. Llevo más de 3 años trabajando en Marketing online. He aprendido mucha técnica, estructura web y promoción pero, sobre todo, me he dado cuenta que la comunicación, los contenidos de calidad, son los que siguen moviendo el mundo. Monté una empresa dedicada a la moda japonesa y aprendí un montón de cómo este país te pone las cosas difíciles y, actualmente, soy técnica de una de las mejores tecnologías del mundo, de la cual vivo enamorada y escribo en una de las mejor revistas sobre Japón de habla hispana como es Eikyo. Pero la vida es aprender y no dejar de luchar y, en mi caso, de escribir 🙂

Y así estoy. Sigo sin callarme las cosas, escribo sin parar y busco mi sitio sin descanso.

¡Gracias por leerme!

Read More

Plantar un árbol, tener un hijo y escribir un libro

Eso dicen las abuelas y las madres. La vida no está completa hasta que realizas las tres cosas.

Yo estoy empezando por “escribir un libro”. Siempre he querido escribir y supongo que, como todos los que habéis completado  un libro, os ha costado horrores comenzar a escribir.

Es el “miedo a la hoja en blanco”. Creo que es el peor miedo que se puede tener a la hora de decidirse por labrarse un futuro, porque es un futuro incierto, ¿gustará mi historia? ¿seré capaz de dar vida a mis personajes? ¿conseguiré encoger el corazón de mis lectores? ¿sabré explicar en palabras lo que tengo dentro a través de una historia real, fantástica, dura, feliz?

La historia de mi primer libro está ya creada. Sólo tengo que darle forma y creer en mis personajes.

La historia fue creada para un trabajo de final de master en formato guión pero que no ha conseguido cuajar en productoras pero que sí ha gustado a la gente a la que he ido enseñándosela. Todos me animaban a seguir, a continuar, a intentar hacerla realidad.

Pero nunca he sido capaz de arrancar. Hasta que alguien me dijo: “¿por qué no la conviertes en un libro?”

Esta persona leyó mi guión y vino con una sonrisa de oreja a oreja diciendo: “¡Me ha encantado!”, “¡Es una historia muy chula!”, “¡Tienes que escribir más!”. Gracias a su apoyo, su sonrisa y que no deja de darme por saco para que escriba estoy consiguiendo empezar un sueño.

Si soy capaz de acabar el libro, aunque tarde mucho tiempo en poder editarse… sabré que soy capaz de muchas cosas. De que tengo voluntad para cumplir sueños y que, con ayuda de las personas que aprecias y tu esfuerzo, puedes hacer lo que desees.

Y lo de plantar un árbol, mira… puedo empezar a hacerlo ya.

Lo de tener un hijo, mejor esperar un poquito más 😛

Read More

Rebound, porque el amor no entiende de figuras

Rebound, porque el amor no entiende de figuras

La semana pasada terminé un dorama que volvió a enamorarme. Me hubiese gustado escribir este artículo antes, pero no he tenido tiempo, prácticamente.

La trama, como suele pasar en la mayoría de los doramas, es bien sencilla: Nobuko Oba es una niña feliz, afortunada de vivir con unos padres cariñosos que regentan un bar de Tonkatsu (carne de cerdo rebozada muy famosa en Japón). Sin embargo, todo cambia cuando prueba los pasteles de la pastelería Ange que le ofrece un guapo pastelero. Un mundo nuevo se descubre para Nobuko, oye las campanas de la felicidad que le produce comer los deliciosos pasteles de Ange. Esta adicción le hace adorar los pasteles más que otra cosa y, evidentemente, comienza a engordar. A los 22 años ya pesa 78 kilos (no parece mucho, pero las japonesas son bajitas y eso es estar gordita para ellos). En ese momento sale con un chico que le dice que le gustaría más si entrara en un vestido, digamos, talla 32. A partir de ahí Nobuko se conciencia y pierde nada más y nada menos que 37 kilos.

Al conseguir esta figura comienza a trabajar en Eden, una prestigiosa revista de moda dirigida por una jefa con mucha mala hostia. Un día le manda a hacer un reportaje sobre una pastelería con mucha fama en Japón, Ange. Nobuko ha de volver a probar aquellos maravillosos pasteles que tanto había evitado para poder realizar su artículo.

Sin embargo, quien regenta ahora la pastelería es el hijo del pastelero que Nobuko conoció de niña, Imai Taichi. La crítica de Nobuko es mala, ya no oye las campanas de la felicidad. Debido a este artículo Ange empieza a recibir menos clientes y Taichi monta en cólera contra Nobuko obligándola a probar pasteles hasta escuchar las campanas de la felicidad. Nobuko comenzará a engordar, entre los dos surgirá algo más que odio, nuevos personajes se unirán a la trama para contarnos que la figura es algo externo y que debemos ser nosotros mismos. Si nos hace feliz comer un pastel comámoslo.

De este dorama me llamó mucho la atención que en Japón el tema de la obsesidad fuera tan poco respetado. Se meten constantemente con Nobuko cuando está gordita mientras que, cuando es delgada, los hombres la miran con lascivia y la respetan más en su círculo de trabajo.
Se cuenta una historia no solo de amor sino de superación y de aceptación con uno mismo.

Yo, personalmente, estoy algo gordita. Siempre lo he estado y, cuando decido hacer dietas drásticas donde no puedo comer lo que me gusta, pierdo la sonrisa, me deprimo y no soy la misma. Es lo que le pasa a Nobuko. Tener hambre puede producir cambios de humor, incluso la perdida de la sonrisa.

Mi consejo es que comáis lo que queráis, siempre respetando la salud y no excediéndose demasiado. Si hacéis dieta, chicas, no os reprimáis a que, en algún momento del día, podáis comer una onza de chocolate o una bolsa de patatas. Quizá no hemos sido tan afortunadas de tener un cuerpo 10 o ni un gramo de grasa. Hemos nacido regorditas, grandes o jabatonas. Pero así somos nosotras.

Yo, ahora mismo, como lo que quiero respetando las horas de comida. Sólo como un yogurt por la noche pero, durante el día, no me reprimo de comer, a media mañana, un bollo o desayunar tostadas. Para la comida como lo que quiero y meriendo mis frutas preferidas.
Me siento bien, no paso hambre y he conseguido perder 5 kilos en 2 meses. Quizá no sea mucho, pero va bajando y sé que será más difícil de recuperar que con otras dietas.

¡Ánimo! Si eres guapa por dentro lo serás siempre por fuera 🙂

Os dejo con un adelanto del primer capítulo de Rebound:

Read More

Confesiones

La peor confesión que puede ocurrirte es la de ti mismo.

Cuando llegas a la conclusión definitiva sobre quién eres, qué quieres hacer, hacia dónde vas a dirigirte el miedo ya no existe. Desaparece. ¿Por qué digo que es la peor? Simplemente porque la gente que nunca te ha apreciado de verdad deja de creer en ti, huyen, porque ellos siguen sin saber quiénes son. Cobardes.

Conozco a una persona que nunca ha tenido miedo a confesarse. No sabe lo que es mentir, ni siquiera le ha interesado coger práctica. Pero como todos, flaquea. Yo le confieso que la decisión está tomada desde hace mucho tiempo. Asiente.

Al contrario que mucha gente que nos rodea, cuando él se confiesa sobre cómo es, qué va a hacer y hacia dónde va a dirigirse, más le comprendo, más le apoyo, más necesito que lo haga.

Cuando una persona que de verdad es importante se confiesa a sí mismo te hace perder el miedo a vivir.

Una sonrisa con lágrimas en los ojos lo dicen todo.

Esto es simplemente un pensamiento que me ayuda a seguir sonriendo, a seguir luchando y seguir creyendo en lo que yo soy.

Cogedlo como ejemplo o tiradlo a la basura.

Si lo tiras a la basura o dices “bah”, perdona que te diga pero… eres un COBARDE.

 

 

Read More

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.