Yo escribía historias

Historias que se aferraban a mi pasión por comerme el mundo. Por desear la Luna cada noche mientras desvelaba sus secretos a través de mis palabras escritas.

¿Qué ha pasado? El mundo se derrumba a mi alrededor. Un desencanto generalizado cubre el mundo. La penumbra se llama desgana, la frustración es la luna que alumbra a las almas sin ilusiones.

¿Dónde está la inspiración? Dicen que camina junto a la esperanza en un lugar donde la luz ciega a los apáticos y colorea códigos de barras. Ella visitaba a los visitantes de mi mundo a través de un rayo de luz.

Ahora es imposible atravesarlo con tanta niebla. Su espesura aplasta los sentimientos y rebota en ceños fruncidos y sonrisas in decrecendo.

Inspiración. Muchos te echamos de menos en este mundo de penumbra y robots.

Leave a Reply

Time limit is exhausted. Please reload the CAPTCHA.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies